El costo de vida de los argentinos volvió a pisar el freno en junio por tercer mes consecutivo al ubicarse en 2,7% y en el gobierno y el Banco Central celebran porque ya están viendo que el dato de julio podría ser aún inferior.
La inflación pisó el freno en junio y la de julio sería más baja
17/07/2019

La inflación pisó el freno en junio y la de julio sería más baja

En medio de la campaña electoral, el guarismo que reveló ayer el Indec es fue bocanada de aire para la gestión de Mauricio Macri, que viene hablando de brotes verdes y reactivación económica sin que los indicadores le den por ahora consistencia al discurso oficial.

En materia de inflación los guarismos de los meses anteriores mostraron que en mayo la suba del Índice de Precios al Consumidor había sido del 3,1%; en abril se ubicó en el 3,4%; en marzo, en el 4,7%; en febrero, en el 3,8%; y en enero, en el 2,9%.

La inflación está desacelerando desde abril por dos factores cruciales: en primer lugar, la estabilidad cambiaria. El precio del dólar bajó 1,58% a lo largo de esos tres meses y sólo en junio cayó 5,2% frente al peso argentino.

Esa calma en el frente cambiario generó dos cosas: por un lado, no hubo pass through, es decir, no hubo devaluación que pudiera pasarse al IPC; por otro, redujo los niveles de incertidumbre y expectativas inflacionarias.

Y como para que este escenario no cambie, el Fondo Monetario Internacional autorizó al Gobierno a realizar contratos de dólar futuro por hasta u$s3.600 millones con el objetivo de evitar, como sea, una devaluación antes del 24 de noviembre, fecha en la que se disputaría un eventual balotaje.

En segundo lugar, los precios domésticos se frenaron por la postergación que decidió el Gobierno de los aumentos de tarifas hasta enero, para pasar el período de elecciones sin grandes sobresaltos y generar una mejora en el humor social.

Los datos mensuales y la tendencia resultan alentadores. Incluso el dato de junio fue el más bajo desde diciembre. Y el presidente del Banco Central, Guido Sandleris, se mostró ayer optimista, pero aclaró que no se trata de un “proceso lineal”, por lo que no hay que esperar que todos los meses haya un dato de inflación inferior al inmediatamente anterior. Y aclaró: “Esta inflación sigue siendo demasiado elevada”.

Según el Indec, la inflación acumulada en el primer semestre fue del 22,4% a nivel nacional y del 55,8% en los últimos doce meses. Y hay rubros muy sensibles, como el de alimentos y bebidas no alcohólicas que se incrementaron un 60,8% a nivel nacional.

El nivel general de inflación mensual fue del 2,6% en el Gran Buenos Aires en junio; 2,8% en la región pampeana; 2,9% en el nordeste argentino (la zona más pobre del país); 2,8% en el noroeste; 2,6% en Cuyo; y 2,8% en la Patagonia.

Rubro por rubro

Entre los doce rubros relevados por el Indec para construir el comportamiento de los precios, lo que más aumentó en junio fueron las comunicaciones, con un salto del 7,1% por el incremento en las cuotas de la telefonía.

Atrás quedaron: recreación y cultura, con un alza del 3,7%; salud, 3,6%; equipamiento y mantenimiento del hogar, con 3,4%; bebidas alcohólicas y tabaco y vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles, con 2,7%; alimentos y bebidas, con 2,6%, entre otros.

En el primer semestre, en tanto, lo que más aumentó fue el costo de la educación, con un salto del 28,7%; seguida por las comunicaciones, con un 28,1% y el ítem de vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles, con un avance del 24%.

Compartí tu opinión sobre la nota!
  • Me gusta
    %
  • No me gusta
    %
  • Me es indiferente
    %
Encuesta
¿Está de acuerdo con la política encarada por el Gobierno Nacional en la cuestión Malvinas?
Coincido
72%
Es equivocada
28%
Cargando...