El Tribunal que juzgaba a Cristian Juan Pablo Crespi y Pablo Elías Aramayo los absolvió del delito de robo agravado contra las oficinas municipales de Desarrollo Social cometido el 28 de septiembre del año pasado. La falta de pruebas de peso en contra de los detenidos fue determinante para que los jueces decidieran liberarlos de los cargos que pesaban en su contra. Pese a ello, la fiscalía pidió en su alegato se condenara a Aramayo a 8 años de prisión y se le impusiera 7 años a Crespi.
Absolvieron a Crespi y Aramayo por el asalto a Desarrollo Social
09/01/2012
Dispusieron la libertad inmediata de ambos

Absolvieron a Crespi y Aramayo por el asalto a Desarrollo Social

El cúmulo de pruebas indiciarias recolectados a lo largo de la instrucción no alcanzó para condenar al riograndense Cristian Juan Pablo Crespi (28) y Pablo Elías Aramayo (26) como los supuestos autores del asalto a las oficinas municipales de Desarrollo Social de Ushuaia sucedido el 28 de septiembre del año pasado. Ya durante los primeros días del juicio se percibía que la imputación se basaba en una acusación endeble donde la conjetura y las suposiciones abarcaba la mayor parte de lo sucedido.

El viernes último por la tarde los jueces Roberto Magraner, Alejandro Pagano Zavalía y Maximiliano García Arpón, dieron lectura al veredicto absolutorio de ambos imputados y ordenaron su inmediata libertad. Tanto Crespi como Aramayo estaban detenidos hacía un año acusados de haber robado a mano armada las oficinas municipales de Marzo Zar 120 donde sustrajeron 54 mil pesos destinado al pago de planes de empleo.

A lo largo del debate no se probó fehacientemente que ambos imputados hayan sido quienes aquel día ingresaron encapuchados en Desarrollo Social y a punta de pistola, amenazaron y golpearon al guardia de Prosegur; efectuaron un disparo a otro empleado, que no dio en el blanco, para luego darse a la fuga con el botín.

No obstante y pese a lo endeble del cuadro probatorio el fiscal Daniel Curtale solicitó al Tribunal se condenara a Aramayo por el delito de robo agravado por el uso de armas a la pena de 8 años de prisión de cumplimiento efectivo. En tanto pidió que se aplicara a Crespi, 7 años de cárcel en su condición de partícipe necesario.

Obviamente esta solicitud tuvo respuestas de la defensa quienes consideraron descabellado el pedido de la fiscalía toda vez que no había pruebas en contra de sus asistidos. Incluso el doctor Gustavo Ariznabarreta, defensor de Aramayo, prefirió no ahondar en la bochornosa inspección ocular en donde un testigo de apellido Moreyra decía haber reconocido a Aramayo en la zona del autódromo a una distancia cercana a los 300 metros.

Por su parte los abogados Alejandro De la Riva y Flavio de Mayolas también solicitaron la absolución del riograndense Crespi, dado que consideraron que en su momento necesitaban culpar a alguien y “buscaron jóvenes con antecedentes” para hacerlo.
Encuesta
¿Está de acuerdo con la política encarada por el Gobierno Nacional en la cuestión Malvinas?
Coincido
71%
Es equivocada
29%
Cargando...