Con el unánime acompañamiento de los bloques legislativos de la oposición, el oficialismo consiguió la sanción del Régimen de presentación espontánea y regularización de deudas tributarias que impulsó el Poder Ejecutivo. La moratoria entrará en vigencia, a más tardar, a mediados del mes mayo.
Por unanimidad la provincia tiene nueva ley de moratoria fiscal
09/01/2012
Régimen de regularización de deudas tributarias

Por unanimidad la provincia tiene nueva ley de moratoria fiscal

En una sesión extraordinaria de rápido trámite, la Legislatura aprobó por unanimidad el proyecto de ley de régimen de presentación espontánea y regularización de deudas tributarias, que beneficiaría los contribuyentes que se encuentren en situación irregular con el fisco fueguino, como así también a aquellos que registren cumplimiento perfecto de sus obligaciones tributarias durante el año en curso.

El trabajo conjunto realizado entre los legisladores que integran la comisión de receso y funcionarios del Poder Ejecutivo, para pulir la redacción final de la propuesta gubernamental, posibilitó que el asunto fuera aprobado sin contratiempo alguno. Ello a pesar de la modificación que le fuera incorporada sobre tablas para ampliar a 30 días el plazo concedido al Gobierno para que reglamente la ley.

El proyecto elevado al recinto preveía otorgar un plazo de reglamentación de 15 días, pero el arista Manuel Raimbault solicitó que se dejara librado al Gobierno esa decisión, habida cuenta que la pretensión de la gestión Ríos era la de realizar una amplia campaña de difusión del régimen para que este alcance el mejor objetivo recaudatorio posible. Esta postura fue controvertida por el mopofista Löffler, quien interpretó que era conveniente establecer un plazo para la reglamentación. Esta postura fue compartida por el bloque del FPV y la UCR, e incluso por la Secretaria de Ingresos Públicos de la Provincia, Cristina Mackowiac, quien se encontraba presente en el provisorio recinto de sesiones del Parlamento.

También hubo criterio unánime entre los 13 legisladores presentes, estuvieron ausentes Wilder (FPV) y Velazquez (UCR), para aprobar dos reformas a la recientemente sancionada ley modificatoria del régimen tributario, conocida como “ley corta”. En función de ello se instruyó “al Poder Ejecutivo Provincial a realizar un revalúo general de inmuebles rurales de la Provincia, para lo cual deberá remitir el pertinente proyecto de ley a esta Legislatura en un plazo no mayor a 365 días”. Se aprobaron además dos Proyectos de Resolución, a propuesta de la Presidencia de la Cámara. El primero de ellos para crear una partida presupuestaria para atender erogaciones por adquisiciones, construcciones y adecuación edilicia, a la que se le asignó un monto de 700.000, proveniente de la reconducción de la partida “Otro No Especificados”. En tanto, la segunda tuvo por finalidad poner en vigencia el Presupuesto de la Cámara Legislativa aprobado para el Ejercicio 2008.

Texto completo de la ley de regularización de deudas

Alcance

Artículo 1º.- Establécese un Régimen Especial de Presentación Espontánea y Regularización de Deudas, que alcanza todos los tributos comprendidos en la parte Especial del Código Fiscal vigente, y los creados por leyes especiales, cuyos vencimientos hayan operado hasta el 31 de diciembre de 2007. El mismo se ajustará a la forma, condiciones y alcances establecidos en la presente ley, en lo relativo a tributos cuya aplicación, recaudación, percepción y fiscalización esté a cargo de la Dirección General de Rentas de la Provincia.

Obligaciones incluidas

Artículo 2º.- Podrán incluirse todas aquellas obligaciones que se encuentren en curso de discusión administrativa o judicial, a la fecha de publicación de esta ley en el Boletín Oficial, en tanto el contribuyente se allane incondicionalmente y, en su caso, desista y renuncie a toda acción y derecho, incluso el de repetición, asumiendo el pago de las costas y gastos causídicos.

Condiciones

Artículo 3º.- Para ser beneficiario del Régimen establecido en la presente ley, inexcusablemente se requerirá el acogimiento expreso del contribuyente o responsable y la regularización de su situación fiscal por la totalidad de los rubros adeudados, así como su conformidad a todas las disposiciones aquí contenidas y a la reglamentación que al efecto dicte la Dirección General de Rentas de la Provincia.
No se admitirá el acogimiento a este Régimen por parte de aquellos contribuyentes o responsables que no acrediten haber abonado todas las obligaciones tributarias cuyos vencimientos hayan operado a partir del 1º de enero de 2008 y hasta la fecha de acogimiento al presente Régimen.

Plazo

Artículo 4º.- Los contribuyentes o responsables tendrán un plazo de treinta (30) días corridos, a partir de la publicación del decreto reglamentario de la presente ley para formalizar su acogimiento.

Sujetos excluidos

Artículo 5º.- Quedan excluidos del presente Régimen, los contribuyentes y responsables:
a)Declarados en estado de quiebra, respecto de los cuales no se haya dispuesto la continuidad de la explotación, conforme a lo establecido en las leyes nacionales. 19.551 y sus modificaciones, o 24.522, según corresponda, a la fecha que se establezca como vencimiento para el acogimiento;
b)Querellados o denunciados penalmente, o que se encuentren sometidos a proceso por delitos que tengan conexión con el incumplimiento de sus obligaciones tributarias o la de terceros, o cuando el mismo guarde relación con delitos comunes que fueran objeto de causas penales en las que se haya ordenado el procesamiento de funcionarios o ex funcionarios públicos;
c)Agentes de retención y percepción, por las retenciones o percepciones practicadas o no.

Remisión de intereses, condonación de multas y cargos por notificación

Artículo 6º.- Los contribuyentes y responsables que formalicen planes en las condiciones del presente Régimen gozarán de los siguientes beneficios:
1. Remisión de intereses resarcitorios y punitorios, conforme la escala del Anexo I, que forma parte de la presente ley;
2. condonación de las multas por infracción a los deberes formales y/o de simple omisión, si a la fecha del acogimiento a este Régimen, dicha obligación formal se halle cumplida, debiendo comunicar tal circunstancia a la Dirección General de Rentas;
3. condonación de los cargos por notificación previstos en la legislación tributaria, no cancelados a la fecha de la promulgación de la presente ley.

Planes de Pagos

Artículo 7º.- Los planes de pago que se otorguen con motivo del presente Régimen se ajustarán a las siguientes condiciones, que figuran en el Anexo I de la presente:
a)La deuda a regularizar se consolidará a la fecha de acogimiento al presente Régimen;
b)Las cuotas a solicitar serán mensuales, consecutivas e iguales, devengando un interés de financiación del uno por ciento (1%) mensual sobre saldo, acorde la fórmula consignada en el Anexo I;
c)El importe mínimo de cada cuota no podrá ser inferior a PESOS CINCUENTA ($ 50,00);
d)La cantidad máxima de cuotas a otorgar será de cuarenta y ocho (48).
Será requisito indispensable acreditar el pago de la primera cuota del plan al momento del acogimiento y suscripción del plan de pago establecido por el presente Régimen.
El pago anticipado de las cuotas no dará derecho a la reducción del interés de financiación aplicado, excepto que se trate de la cancelación del remanente adeudado.
Reformulación de planes de pago caducos y/o vigentes


Artículo 8º.- El contribuyente o responsable que reformule dentro del presente Régimen planes de pago vigentes y/o caducos, a la fecha de publicación de la presente ley, podrá solicitar a la Dirección General de Rentas de la Provincia la imputación de los pagos efectuados del Convenio suscripto, en el orden dispuesto por el artículo 57 del Código Fiscal vigente, previa deducción de los intereses de financiación cargados en cada cuota abonada. La regularización del saldo resultante gozará de los beneficios previstos en el artículo 6º de la presente ley.

Caducidad

Artículo 9º.-El plan de pago caducará de pleno derecho, sin necesidad de notificación o interpelación alguna, cuando no se cumpla con el ingreso de cuatro (4) cuotas, consecutivas o no, a la fecha de vencimiento de la segunda de ellas. La caducidad del plan de pago suscripto mediante el presente Régimen producirá la pérdida total de los beneficios previstos en la presente ley.
Las cuotas abonadas fuera de término que no impliquen la caducidad del plan del pago, devengarán el interés resarcitorio previsto por el artículo 38 del Código Fiscal vigente.

Efectos de la exteriorización

Artículo 10.-Las obligaciones fiscales que cualquier contribuyente o responsable exteriorice a los fines de acogerse a la presente ley se considerarán firmes administrativamente, aún en el caso de caducidad de los beneficios, no pudiendo ser repetibles en el futuro y siendo ejecutables judicialmente en caso de falta de pago.
Sólo podrán ser materia de corrección o repetición las obligaciones fiscales declaradas en exceso por evidente error de cálculo verificable en el instrumento de acogimiento.
No procederá bajo este Régimen la presentación de declaraciones juradas rectificativas en menos de la base imponible oportunamente declarada, en cuyo caso procederá la vía recursiva para solicitar la repetición correspondiente.

Pago

Artículo 11.- Los pagos que se efectúen bajo los términos de la presente ley se realizarán en efectivo, cheques exclusivamente del beneficiario acogido al Régimen, y tarjetas de crédito y/o débito habilitadas al efecto.
Los mismos deberán ser realizados en los bancos recaudadores o en la Dirección de Distrito de cada una de las jurisdicciones, según corresponda.
No serán repetibles los importes de los giros y cheques al día que a la fecha del presente se hubieran recibido para imputar al pago de tributos, intereses y multas.
Los cheques diferidos en custodia de la Dirección General de Rentas para garantizar planes de pago anteriores podrán ser reconvenidos con acuerdo del titular, con el objeto de ser destinados, en la medida de la reliquidación del plan antiguo y la formulación de uno nuevo bajo los términos y condiciones del Régimen instituido por la presente ley.

Artículo 12.-Para la cancelación de la deuda que se formalice a través del presente Régimen no será de aplicación lo establecido en el artículo 56 del Código Fiscal.

Deudas en ejecución fiscal

Artículo 13.- En el caso que las deudas incluidas en el presente Régimen se encuentren en juicio de ejecución fiscal, medidas precautorias, juicios universales, o cualquier otro proceso judicial con o sin sentencia firme, la suscripción al presente Régimen implica el allanamiento incondicional del contribuyente o responsable a la prestación fiscal, desistiendo y renunciando a toda acción y derecho, incluso el de repetición, en relación con los importes determinados en la Certificación de Deuda.
Los contribuyentes o responsables demandados tendrán a su exclusivo cargo el pago de los honorarios de los profesionales ejecutores y las costas del proceso.
Los honorarios profesionales con fundamento en deudas incluidas en el presente Régimen, que a la fecha de publicación de la presente ley se encuentren regulados y firmes en juicios, podrán cancelarse hasta en DOCE (12) cuotas, siendo el importe mínimo de cada cuota de PESOS CINCUENTA (,00). La misma facilidad se otorgará en los supuestos de juicios incluidos en el presente Régimen, cuyos honorarios no se encuentren regulados y firmes a la fecha de vigencia de la presente.

Disposiciones Generales

Artículo 14.-No se encuentran sujetas a reintegro o repetición las sumas que se hayan cancelado con anterioridad a la fecha de entrada en vigencia del presente Régimen por los conceptos a que se refiere el artículo 1º.

Artículo 15.- En todos los supuestos en que se alude al capital, el mismo comprenderá también sus actualizaciones, de corresponder, en un todo de acuerdo a lo establecido en el artículo 38 del Código Fiscal.

Artículo 16.- El acogimiento a este Régimen implica el allanamiento llano y simple a la pretensión fiscal y la renuncia expresa de toda acción o derecho presente o futuro que pueda corresponder respecto de los tributos regularizados, como así también el allanamiento y/o desistimiento, según corresponda, de todos los recursos en sede administrativa y de todas las acciones judiciales en trámite ante cualquier tribunal judicial de la República Argentina, así como la asunción de las costas causadas y/o devengadas en ambas instancias, siendo deber de tales obligados notificar fehacientemente el acogimiento en las actuaciones o expedientes respectivos, sin perjuicio de la facultad de la Dirección General de Rentas de la Provincia, de efectuar tal comunicación.

Beneficios a Contribuyentes Cumplidores

Artículo 17.-Los contribuyentes que acrediten cumplimiento y situación regular en el pago del impuesto durante el Ejercicio Fiscal 2008 en un todo de acuerdo a la normativa vigente, gozarán de las siguientes reducciones respecto de los importes que les corresponda tributar:
a)Catorce por ciento (14%) para aquellos contribuyentes cuya base imponible anual no supere la suma de PESOS CINCO MILLONES (5.000.000,00);
b)Siete por ciento (7%) para aquellos contribuyentes que superen la base imponible anual establecida en el inciso a).

Artículo 18.- La Dirección General de Rentas podrá verificar en cualquier momento la exactitud de las declaraciones juradas realizadas por los contribuyentes o responsables; si de tal verificación surgieran diferencias a favor del Fisco, éstos perderán los beneficios que le pudieran haber correspondido por la presente ley

Artículo 19.-Facúltase a la Dirección General de Rentas a prorrogar el presente Régimen por un plazo único de treinta (30) días, exigir la documentación y garantías suficientes, fijar los coeficientes de actualización aplicables para la liquidación de deudas, establecer la forma y condiciones de acogimiento de contribuyentes o responsables, y en general a dictar las normas complementarias necesarias para la aplicación de esta ley.

Artículo 20.-La adhesión al régimen previsto en la presente ley, importará la interrupción de la prescripción de las acciones y poderes del fisco para exigir el pago de las deudas reconocidas en dicho Régimen.

Artículo 21.-El Poder Ejecutivo Provincial reglamentará la presente ley dentro de los treinta (30) días de promulgada la misma.
Encuesta
¿Está de acuerdo con la política encarada por el Gobierno Nacional en la cuestión Malvinas?
Coincido
71%
Es equivocada
29%
Cargando...